El error de la pasta dental

08 Jul El error de la pasta dental

Hace algunos días comía con Lino Cataruzzi, Director de Google en México, y en la plática surgió un tema que a muchos nos apasiona: la optimización de las campañas de Adwords.

Hace más de 10 años que junto con mis socios y equipo en Resultics, creamos, ejecutamos y optimizamos campañas de Adwords en Google (y otros medios digitales) para nuestros clientes.

Le comentaba a Lino que hace ya algunos años en mis clases de SEM (Search Engine Marketing) en el ITESM, vengo ejemplificando el tema de la optimización de una manera muy simple: con la teoría del error de la pasta dental.

Antes que nada, asumiré que te lavas los dientes, al menos, una vez al día. 🙂

Has visto que cuando compras el dentífrico, el 90% del pomo se consume en menos de 2 semanas, pero sin embargo, el 10% que queda te dura 2 meses, con el pomo todo aplastado y tratando de exprimir hasta el último centímetro cúbico? Claro, al final terminas utilizando menos pasta y aún así tus dientes continúan limpiándose. Ergo, no necesitabas taaanta pasta. Con menos, logras el mismo resultado. Aprietas el pomo en lugares que no conocías y lo exprimes de maneras insólitas. Pero funciona!

Con las campañas de Adwords (sobre todo aquellas manejadas por inexpertos), muchas veces pasa lo mismo: cuando inician, muchos dejan correr y gastar presupuesto, y cuando ya queda poco, se dan cuenta de que hay que optimizar y comienzan entonces a buscar las formas de hacerlo. Lamentablemente ya con poco presupuesto.

Ese, señores y señoras, es el famoso error de la pasta dental.

Como esos equipos de fútbol que juegan mal todo el partido, pero salen desesperados a convertir el gol en el último minuto… ‘a ver si entra y con el gol, nos salvamos y evitamos la crítica’.

Si estás por comenzar una campaña en Adwords (o finalmente en cualquier medio), te exhorto firmemente a que evites cometer este error. Cómo? Optimizando desde el primer minuto.

Haz de la Optimización una Cultura, aplícala desde la misma planificación.

De esta manera obtendrás mejores resultados desde el principio. Podrás alcanzar tus objetivos más rápido. La inversión durará más, te dará margen para redistribuirla en aquellas keywords y grupos de anuncios que mejor convierten. Incluso en otros medios. Si optimizas desde un inicio podrás, como siempre digo, “probar más y equivocarte más rápido”, minimizando luego la posibilidad de error o fracaso y alcanzando mejores resultados antes que tus competidores.

Si optimizas desde el inicio, evitarás sorpresas y costos no deseados. Así de simple. Generando una cultura de la optimización.

Ah, y un beneficio más: si optimizas desde el principio, la pasta dental también te durará más.
Pequeño pero importante detalle… cierto?

Si te gustó el post, compártelo y coméntalo. Conversemos. Y como decía mi abuela: “hasta la próxima mis queridos chichipíos”.

NM

1Comment
  • Rodrigo Malagón
    Posted at 18:36h, 10 agosto Responder

    Muy buen consejo para los que comenzamos a contratar google adwords y campañas.

Post A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.